Reumatología

En reumatología, la medicina hiperbárica se destaca por su capacidad única de administrar oxígeno puro a alta presión, beneficiando a pacientes con diversas afecciones reumáticas. Esta técnica, centrada en mejorar la oxigenación de los tejidos, puede aliviar el dolor, reducir la inflamación y mejorar la movilidad en condiciones como artritis y fibromialgia.

Al proporcionar un entorno enriquecido de oxígeno, no solo se fomenta la cicatrización de tejidos dañados, sino que también se potencia la eficacia de otros tratamientos reumatológicos. Además, la medicina hiperbárica ha demostrado ser útil en la reducción de síntomas crónicos, contribuyendo a una mejor calidad de vida para los pacientes.

Artritis y/o Artritis reumatoide

La Artritis y la Artritis reumatoide son enfermedades inflamatorias que afectan las articulaciones.

Beneficios de la Cámara Hiperbárica

  • Reduce la inflamación y el dolor, mejora la movilidad y contribuye a la regeneración del tejido.

Efectos fisiológicos de TOHB en artritis:

  • Efecto antiinflamatorio y reducción de radicales libres.
  • Estimula la formación de nuevos vasos sanguíneos y promueve la reparación de tejidos.

Fibromialgia

La Fibromialgia se caracteriza por dolor generalizado y sensibilidad en músculos, ligamentos y tendones.

Beneficios de la Cámara Hiperbárica

  • Disminuye el dolor, mejora la calidad del sueño y la fatiga.

Efectos fisiológicos de TOHB en fibromialgia:

  • Mejora de la oxigenación en tejidos afectados y efecto antiinflamatorio.
    Estimulación del sistema inmune y reducción del estrés oxidativo.

¿Necesitas más información?